Pensaba solo mostrarles en Facebook los vestidos que más amé de la colección de las hermanas Yolanda y Cristina Perez en el pasado Barcelona Bridal Week.

Pero, me quedé contemplando más de la cuenta cada foto y soñando con algún día verlos en vivo y en directo en el BBW.

Una colección como esta vale la pena aprovechar para saborear cada detalle.

Algo que me encantó, es la diferencia que existe entre cada vestido y estilo. Cada uno muy bien marcado. Al mismo tiempo, se nota a ojos cerrados que todos pertenecen a la misma casa. Hay una concordancia muy bien planeada entre ellos, y eso es lo que ha fascinado a muchos.

Aquí mis modelos estrellas:

1. Fontanella

Nuevamente, la tendencia que venimos conversando hace meses, se hace presente de forma delicada/romántica. Aplicaciones de flores blancas y de color arriba, combinado con un plisado finito abajo.

Mi yo novia romántica campestre lo usaría.

2. Berenger

Tengo una fascinación por vestidos de 2 piezas. Se acuerdan de ese vestido de novia lindo de 2 piezas que presentó Pronovias por sus 50 años?. La combinación de la falda midi + top croche + zapatos cuñas también con crochet, hace que repiense seriamente mi decisión.

Cuando mi yo novia campestre había escogido casi sin pensar a Fontanella como su vestido predilecto para su boda imaginaria en el campo, aparece esta cosa preciosa llamada Berenguer.

3. Lesseps

Vestido fluido, delicado, pero moderno. Arriesgado a la medida exacta. Me gusta como este estilo hace resaltar los hombros de esta modelo. No los esconde, sino que los resalta muy bien, lo que le da más actitud al vestido.

4. Urquinaona

Las mismas YolanCris lo describe como el “vestido perfecto para las bodas en la playa”. Y sí, fue el primer lugar que pensé para mi boda imaginaria.
Creo que ese estilo de trabajo en croche, con sus aplicaciones en guipur y su color que lo hace como más antiguo, le cae muy bien al escenario playero. Lo que no quiere decir que no le va mal a otro fondo.

5. Pelayo

Novia moderna + bohemia = Pelayo.
El vestido de novia con blusa que no se quiere ir y en una versión diferente a las que solemos ver.

6. Montabu

Confieso que nunca fui fan de este estilo de vestidos de novias. Pero, desde hace varios meses que me viene llamando mucho la atención.
Un estilo sofisticado, con encajes frances que de por sí, ya nos dan un aire de elegancia. Me gusta como el vuelo que sale de abajo de las caderas, rompe con la geometría del encaje francés de arriba. Opuestos que quedaron muy bien juntos.

7. Atocha

De encajes frances con mangas largas, pasamos a un estilo bohemio y tribal, como YolanCris definen a este vestido. “Cuando el estilo tribal se encuentra con el romanticismo y la feminidad”. Nadie mejor que ellas pudo describir este estilo que, sinceramente, no había visto para novias.
 

8. Bonanova

Nos hace recordar un poco al modelo Urquinaona, no? Este tira más para el lado romántico, creo que tal vez por el estilo del guipur floral y más liso.
Una siulueta simple para que la protagonista del vestido sea la tela.

9. Rambla

ESA falda!
Un vestido de novia elegante y tradicional siempre puede ser reinvendato.
Delicado, pero con lineas marcadas que le dan un poco más de fuerza a la composición de la falda.  Por otro lado, las manguitas fluidas que simulan una capa trabajada toda en organza, complementan tan bien el estilo horizontal de las líneas del vestido.

10. Olesa

Capelina de chantilly francés es lo que nos llama a este vestido. Un accesorio mega delicado, que como juegan las manguitas del estilo Rambla, rompen con las líneas de la falda (también hermosa!) del vestido.

Qué les pareció?

Cada uno de mis yo novia se pudo ver muy bien representado en sus modelos. La novia clásica, la bohemia, la de alta costura, la moderna.
Quedé encantada con esta colección que sale un poco del molde y que, sin embargo, mantiene la feminidad y elegancia de cada tipo de novia.

Besos!

Fotos: Web YolanCris

Y un consejo de la bloggera: Sé que algunos vestidos que se presentan en estos desfiles, nos pueden parecer exagerados. Esto porque, en algunos casos se quiere hacer mucha alusión a una tendencia y dejarla bien marcada. El ejercicio está en adapatar esa tendencia que nos gusta a algo que nos funciona.
Pensemos que no todos los modelos suelen ser Prêt-à-Porter, es decir, listos para usarlos tal cual. Creo que cuando podemos ver estas presentaciones, debemos escoger algo clave que nos gustó y nos sirva de base o inspiración para lo que queremos. Puede ser la tela, un tipo de bordado, estilo, aplicaciones, etc.
María Pía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *